Antes la expresión decía que los niños venían con una barra de pan bajo el brazo, ahora sería correcto informar que vienen con un “dispositivo informático” bajo el brazo. Y es que la informática se ha convertido en algo rutinario en nuestra vida, utilizando muchos dispositivos día a día.

En el caso de los niños, sobre todo alumnos de primaria, se han comenzado a instalar en muchas aulas ordenadores para que los más pequeños puedan aprender a través de internet las diferentes asignaturas. De este modo, el profesor puede dar las clases mejor, porque los niños no solo prestan atención a clase a través de una plataforma digital, donde se puede llevar a cabo un control sobre lo que hace cada alumno.

Según el portal http://www.mundoprimaria.com/ se ha detectado un aumento del 30% en el número de niños que aprenden a diario a través de internet.

Esto ha sido posible desde que en los colegios han empezado a crear aulas con ordenadores y otros dispositivos para que los niños puedan aprender desde plataformas digitales.

Pero, ¿qué ocurre con los niños que no pueden acudir a clase por culpa de alguna enfermedad o que viven en zonas donde no hay colegios? Pues gracias a que cada vez son más y más las plataformas educativas en internet, ha aumentado en más de un 40% en el último año 2015.

Estas plataformas online no solo están pensadas para los niños que necesitan recibir clases de refuerzo o que quieren recibir clases privadas de profesores particulares en lugar de acudir a un aula con varios niños. De esta forma, con un ordenador o una tablet, el niño puede entrar en una videoconferencia con su profesor, quien le explica todo lo que necesita para mejorar. En este caso se ha aumentado en más de un 53% de niños de primaria que aprenden por internet de esta forma.

 

 

Dejar respuesta